Ecatepec sigue ‘bajo el agua’; lluvia e inundaciones no han parado

Redacción

La lluvia no cesó durante la madrugada y mañana de este martes en el municipio de Ecatepec, lo que ha provocado que 15 colonias estén inundadas y el agua continúe bajando de las zonas altas donde se registraron desbordamientos de barracas.

Uno de los puntos más afectados es la avenida insurgentes a la altura de la colonia El Calvario, donde el agua no deja de entrar a negocios e impide el paso de peatones y vehículos.

En la zona hay por lo menos cinco automóviles siniestrados que quedaron varados durante la noche del lunes, sus dueños se quedaron a cuidarlos ante el temor de que fueran robados.

La situación se repitió en la aledañas colonia La Mora, donde el desbordamiento de la barranca provoca severo caos, pues la corriente arrastró árboles, anuncios y vehículos que mantienen inhabilitado el lugar.

“Llegué a mi trabajo en San Cristóbal y me mandaron para esta zona para ayudar a limpiar la farmacia, pero no puedo ni cruzar la calle, ni la combi me quiso dejar del otro lado, definitivamente no se puede pasar”, aseguró la señora.

Por otra parte, la barda perimetral de la escuela Secundaria Técnica número 55 Xolotl, en Santa Clara Coatitla, se cayó por la fuerza del agua. La institución se encuentra edificada al borde de un cerro donde -de acuerdo con vecinos- personas llegan a depositar cascajo y basura desde hace 5 años, sin embargo, pese a los reportes de que podía ocurrir un accidente no hubo respuesta y la barda ya se venció.

El señor Gabriel es uno de los afectados quien vive a espaldas de la escuela y señala que “básicamente la afectación mayor es la puerta -lo más vistoso- pero el agua que vino por el tiradero clandestino que ya hicieron aquí pasó a afectar mis muebles, una computadora, bastante cosas materiales y son daños que ahorita hablando con estas personas desde lejos dicen que lo va a cubrir el seguro escolar, pero no sé si sea posible”.

Señala que el director de permite el abandono del cascajo e incluso “he encarado a estas personas que tiran el cascajo, es más muchas veces vienen en la madrugada y traen incluso llaves, abren la secundaria y se pasan; la última vez que los increpé fue el 24 de diciembre del año pasado y tengo el video en donde el conserje da su aprobación, me dice que el director lo aprobó y él sólo sigue órdenes”.

Es un andador de nombre Pino Suárez donde pasan los jóvenes para llegar a la escuela, así como pequeños que se dirigen a un kínder que colinda con ésta institución y también resultó con una fractura. Aunque con la contingencia y las lluvias suspendieron las clases presenciales.

Ayer acudió Protección Civil al sitio por la madrugada pero no delimitaron la zona para resguardar a la población del peligro y hasta el momento no han regresado. Los vecinos tienen miedo ya que ahora no hay barda que detenga posibles caídas con futuras lluvias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.