Ojo Ciudad

La lucha interna en Morena por ser el sucesor o sucesora  del actual titular del ejecutivo Andrés Manuel López Obrador está a todo lo que da, sin tregua. Entre los ungidos  y la  consentida del “profesor” hay experiencia, conocimiento, corrupción, presunta relación con los barones de la droga y sumisos dispuestos a acatar los deseos del huésped de Palacio Nacional no importándoles su dignidad.
 
“Las corcholatas” que están en la jugada son la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo; el Secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Casaubón; el Senador de la República, Ricardo Monreal Ávila, así como el titular de la Secretaría de Gobernación, Adán Augusto López.
 
A todos, bueno casi a todos  López Obrador los llamó “mis hermanos” dentro del paquete consanguíneo  no incluyó al de Zacatecas Monreal Ávila.
 
No hay duda que para estos cuatro políticos hay muchos señalamientos, demasiados dimes y diretes algunos reales, otros son mitos o leyendas.
 
Uno de los que buscan sentarse en la silla presidencial es Marcelo Ebrard Casaubón el cual no es visto con malos ojos.
 
Hombre con experiencia, conocimientos y aceptado por la comunidad internacional, pero además conciliador con los principales actores de la sociedad, de la política y de la economía de nuestro país.
 
Por cierto el Canciller ha propuesto  que se celebren debates públicos entre los candidatos que se postulan en Morena para competir en las elecciones presidenciales de 2024, él mismo, Claudia Sheinbaum, Adán Augusto López y Ricardo Monreal.
 
Pero además ha solicitado una gran encuesta con una muestra de 20 mil  o 30 mil personas que puedan opinar sobre sus preferencias. “Que sea representativa de todo el territorio nacional, transparente y clara, para que se vea lo que el pueblo quiere”, afirmó el titular de Relaciones Exteriores.
 
Las encuestas publicadas hasta ahora dan ligera ventaja a Claudia Sheinbaum, seguida de Ebrard, en tercer puesto, Adán Augusto López y finalmente, Ricardo Monreal.
 
Asimismo, para demostrar que hay democracia y piso parejo en Morena el Canciller el canciller propone también la separación del cargo de los llamados corcholatas.
 
Vale señalar que los días están contados para el Senador Ricardo Monreal quien ha recibido una gran patada por su ex sensei López Obrador el cual, sin decir su nombre, dijo literalmente que las puertas están abiertas para quien no quiera estar dentro de su movimiento.
 
Adán Augusto sólo es precandidato de chocolate, nadie lo toma en serio sólo es una jugada distractora del tabasqueño. Entonces sólo quedan dos finalistas “El Carnal” Marcelo y la “preferida” del huésped de Palacio Nacional.
 
La cual por cierto se niega a separarse del cargo con el pretexto de que la eligió el pueblo y no puede dejarlos. Ajá.
 
Bueno, está bien.
 
Por cierto, el titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores aseguró que fue un perseguido político por el expresidente Enrique Peña Nieto pues lo vinculó con el escándalo de la llamada Casa Blanca.
 
“A mí se me fue encima (Enrique) Peña Nieto porque decían que había yo organizado lo de la Casa Blanca”.
 
También se ha sincerado pues asegura que le han hecho “más auditorías” que al narcotraficante mexicano Joaquín “el Chapo” Guzmán. “Hasta al pobre de mi padre que en paz descanse, mis amigas, amigos, mi exesposa”, dijo.
 
Sin embargo, sostuvo que al día de hoy sigue adelante “y aquí estamos porque no debemos nada”.
 
Pero ¿quién es Marcelo Ebrard?
 
Actualmente es el Secretario de Relaciones Exteriores
 
Nació en la Ciudad de México en 1959, estudió Relaciones Internacionales en el Colegio de México y se tituló en 1984 con la tesis “Congreso y Democracia en México”, posteriormente estudió su especialidad en administración pública la Ècole Nacionale d’administration en París, Francia.
 
Se desempeñó como Jefe de Gobierno de 2006 a 2012, en el entonces Distrito Federal; durante su gestión se aprobaron iniciativas por los Derechos Humanos como el matrimonio entre personas del mismo sexo y la interrupción legal del embarazo, así como la ley de voluntad anticipada y además, implementó el sistema de movilidad urbana Ecobici.
 
En diciembre de 2010 fue galardonado como el Mejor Alcalde del Mundo por la Fundación City Majors, y en 2012 fue nombrado Presidente de la red global de Ciudades Seguras por el programa ONU-Hábitat.
 
Durante la gestión del Jefe de Gobierno del Distrito Federal  Andrés Manuela López Obrador, fungió como Secretario de Seguridad Pública en la cual logró una disminución de los delitos del 9.2% y el promedio diario alcanzó su nivel más bajo en los últimos 10 años. Además, en 2005 fue nombrado Secretario de Desarrollo Social en donde extendió el alcance de los programas sociales de la administración.
 
 
Trayectoria profesional
 
El uno de diciembre de 2018 asumió el cargo de Secretario de Relaciones Exteriores en sustitución del Dr. Héctor Vasconcelos.
 
Durante 2009 presidió el Consejo Mundial de Alcaldes para la Acción Climática debido a su interés en los asuntos del cambio climático en su administración como Jefe de Gobierno.
 
En 2006 asumió el cargo de Jefe de Gobierno del Distrito Federal, el único en terminar el tiempo completo de administración (2006-2012).
 
De 2005 a 2006 se desempeñó como Secretario de Desarrollo Social del Gobierno local del entonces Distrito Federal.
 
Secretario de Seguridad Pública en la administración de Gobierno del Distrito Federal del Lic. Andrés Manuel López Obrador de 2002 a 2004.
 
En 1997 fue electo Diputado Federal de la LVII legislatura (1997-2000) por primera mayoría opositora al partido gobernante.
 
Secretario General de Gobierno en 1992, durante la administración del entonces regente del Distrito Federal, Manuel Camacho Solís.
 
 En la actualidad jugó un papel muy importante durante la pandemia pues siendo secretario de Relaciones Exteriores, fue una pieza clave para la gestión de contratos de pre compra de vacunas contra el COVID-19, así como de entablar todas las negociaciones con Estados Unidos en materia económica, comercial, de seguridad y migración.
 
Datos curiosos de Ebrard
 
El primer acercamiento entre Ebrard y López Obrador ocurrió en 1992, cuando el hoy presidente de México encabezó el Éxodo por la Democracia —marcha a pie que inició en Villahermosa, Tabasco, con la intención de llegar al entonces DF durante la firma de los Acuerdos de Paz de Chapultepec entre el gobierno de El Salvador y el Frente Democrático Revolucionario—.
En el 2000, aunque se recuerda poco, Marcelo declinó a favor de López Obrador en la elección de jefe de gobierno por el Partido de Centro Democrático. Luego, en 2012 y por segunda ocasión declinó a favor de López Obrador por la candidatura del PRD a la presidencia de México.
 
Marcelo Ebrard, en el camino a la presidencia
 
Ebrard ha declarado que desde 2007 le nació la idea de que podría aspirar a ser presidente de México, aunque su destape público ocurrió hasta el 30 de marzo de 2010.
 
En julio de 2021, el canciller volvió a hacer públicas sus intenciones de llegar a la presidencia.
 
“Seamos consistentes, perseverantes y leales y por supuesto que cuando se den las normas y lleguen los tiempos, estamos a la mitad del gobierno, cuando eso llegue, estemos preparados para participar de acuerdo con las reglas que en su momento se den”, afirmó el pasado 13 de julio de 2021.
 
A casi un año después de estas declaraciones, la última encuesta de El Financiero, publicada el 17 de octubre pasado, apunta a que Ebrard y Claudia Sheinbaum, jefa de gobierno de la CDMX, son los morenistas con mayor popularidad rumbo a la contienda electoral de 2024.
 
El domingo 2 de junio de 2024 son las próximas elecciones presidenciales en México; se estima que millones de mexicanos acudan a las urnas para elegir al que será el presidente número 66 y el sucesor de Andrés Manuel López Obrador y Marcelo Ebrard no le ven malos bigotes.
 
La moneda está en el aire.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.